Aeropuertos en RedMenú

Aeropuertos En Red

Pasajeros con atención especial

Hay ciertos pasajeros que por sus circunstancias requieren de una asistencia, atención, o cuidados complementarios a la hora de tomar el vuelo o durante el mismo:

  • Niños que viajen solos
  • Bebés y niños
  • Mujeres embarazadas
  • Pasajeros enfermos o que requieran cuidados

Si busca información sobre asistencia para personas con movilidad reducida o con algún tipo de discapacidad, diríjase a la página de personas con movilidad reducida - PMR, donde se amplía la información.

Niños que viajen solos

Los niños con edades comprendidas entre los 5 y 12 años (no cumplidos) deben de viajar acompañados por un adulto de 18 años o más (la edad del menor puede variar en función de la compañía).

Cuando un niño tenga que viajar solo, la aerolínea exigirá al responsable del menor que firme un Descargo de Responsabilidad, al tiempo que garantiza que en el aeropuerto de destino se personará otro adulto que se hará cargo de él, previa identificación y firma de un formulario de consentimiento indica la aceptación de la custodia del niño.

Consulte a la compañía aérea que ha de realizar el trasporte, ya que este servicio no siempre está disponible y es un servicio de pago.

Bebés y niños

Se considera "bebé" al menor de 2 años (los pediatras no recomiendan que los menores de dos semanas de vida viajen en avión), y "niño" a las edades comprendidas entre los 2 y 12 años (no cumplidos).

Un bebé no tiene derecho a asiento, por lo que viajará en la falda de un adulto con cinturones especiales para ello. Vd. puede embarcar como equipaje de mano un carrito para bebés plegable y/o una silla homologada para bebés, pero sólo podrá usar la silla si queda algún asiento libre. Para los viajes de largo recorrido se pueden solicitar cunas y sillas portabebés, solicitándolas a la compañía con antelación. Las aeronaves disponen de espacios para ello.

El bebé no paga asiento, pero paga seguro de viaje y tiene tarjeta de embarque propia, por lo que debe comunicarlo a la hora de comprar su billete. En cuanto a la comida del bebé durante el trayecto, consulte la normativa sobre líquidos en la sección de objetos prohibidos y sus excepciones. También consulte con la tripulación acerca de los procedimientos y consejos para viajar con bebés.

Los niños de 2 a 12 años tienen derecho a asiento, pero pagan una tarifa diferente dependiendo del trayecto. Tienen tarjeta de embarque independiente y franquicia de equipaje propia para despachar en bodega, así como equipaje de mano sujeto a la normativa vigente.

A partir de los 5 años un menor ya puede viajar solo, consulte el párrafo anterior "Niños que viajen solos".

Recuerde que la mayoría de compañías aéreas disponen de juegos y servicios especiales para niños y bebés, e incluso menús infantiles, si los solicita con antelación.

Mujeres embarazadas

No se recomienda viajar en avión a mujeres embarazadas que superen la 36ª semana del embarazo. Consulte con su compañía aérea, ya que pudiera ser que ésta requiriera que la pasajera gestante firmara un Descargo de Responsabilidad ante cualquier eventualidad que pudiera surgir derivada de su estado.

Pasajeros enfermos o que requieren cuidados

Si Vd. tiene algún tipo de enfermedad, lesión, operación reciente u otra circunstancia por la que cree que necesita asistencia o cuidados especiales durante la duración del vuelo, deberá indicarlo a la hora de comprar su billete, ya que en algunos casos el servicio médico de la compañía aérea deberá estudiar la posibilidad de que pueda viajar o no, y en qué condiciones ha de hacerlo.

Si su transporte debe de hacerse en camilla, en un asiento especial, u ocupando más de un asiento, deberá consultar también con la compañía aérea las condiciones y tarifas aplicables para cada caso. Si el transporte se realiza en camilla, deberá viajar obligatoriamente con un acompañante.

En cualquier caso también se recomienda que consulte con su médico antes de emprender un viaje para los siguientes casos:

  • Por reciente operación quirúrgica, en especial, ocular, de abdomen o pulmonar.
  • Piernas escayoladas.
  • Si ha tenido un infarto, una angina de pecho o tiene trastornos circulatorios.
  • Enfermedad pulmonar o insuficiencia respiratoria.
  • Sinusitis crónica, infecciones del oído medio u otitis.
  • Congestiones nasales derivadas de infecciones o alergia respiratoria.

Si dispone de algún tipo de seguro privado, mutua, seguro de viaje, etc., también es conveniente que consulte con ellos antes de tomar el vuelo, ya que le pueden orientar a la hora de reservar el vuelo con la compañía aérea.

Cerrar